Milano negro pescando en Los Arroyos, El Escorial.

17 de abril de 2019

Los Milanos negros vuelven de África

Las últimas semanas han vuelto los Milanos negros de su invernada en la África subsahariana. Son habituales de nuestros campos y pueblos, abundantes, es una de las especias que mejor se está adaptando al cambio climático. Es oportunista y adaptable en cuanto alimentación y lugar de cría.


Suele anidar en los riscos de las montañas y pone de uno a cinco huevos que tardarán en eclosionar unos treinta días aproximadamente. En unas semanas, veremos a los jóvenes empezar a acompañar a los progenitores y prepararse para su primera inmigración a principios de Octubre, cuando cruzarán toda la península, el Estrecho de Gibraltar y volverán a sus cuarteles de invierno en África.


El Milano negro se alimenta de casi todo: desde insectos o topillos, animales muertos y atropellados en las carreteras, o peces moribundos en las zonas de agua. Y sus grandes despensas: basureros, muladares, granjas y mataderos...

Tengo la suerte de vivir en un pueblo de la Sierra de Madrid y en primavera veo sus maniobras para hacerse con los huevos y pollos de los nidos de los tejados: Gorriones, Palomas, Estorninos...

A continuación, público unas fotografías de unos ejemplares que observe esta semana en la Laguna de El Oso en Ávila.






















No hay comentarios:

Publicar un comentario

Descubriendo la naturaleza. Puede comentar sobre las entradas y las fotografías publicadas.